Diferencia entre arredador y arrendatario

A la hora de arrendar un piso, hay que saber cuáles son las obligaciones y derechos del arrendatario y el arrendador. Estos quedan recogidos tanto en el contrato de arrendamiento como en otros documentos oficiales; como la Ley de Propiedad Horizontal y la Ley de Arrendamiento Urbano.  En el post de hoy os vamos a hablar de la diferencia entre el arrendador y el arrendatario y cuáles son sus obligaciones y derechos.

Derechos y obligaciones del arrendador

Según la Real Academia Española, el arrendador es la persona que da en arriendo un bien. Esto implica que cede, a cambio de un importe económico, el uso temporal de un bien, obra o servicio; en otras palabras, el casero. A continuación exploramos cuáles son sus derechos y obligaciones.

Derechos

Condiciones del contrato de arrendamiento. A la hora de poner un inmueble en alquiler, el arrendador tiene el derecho a establecer las condiciones que considere oportunas. Hay algunas que van a quedar limitadas por la LAU. Por ejemplo: duración del contrato, 5 años mínimo para personas no jurídicas; o la fianza; que no puede exceder los dos meses de alquiler. Sin embargo, en caso de extrema necesidad el arrendador puede recuperar la vivienda; y puede incluir garantías económicas diferentes a la fianza sin un límite establecido. 

 

Desahuciar al arrendatario en caso de morosidad. Cuando no se hace efectivo el pago de la renta pactado en el contrato, el arrendador tiene la potestad de solicitar el desahucio del inquilino. Este puede solicitarlo transcurridos diez días desde que pone la demanda en el juzgado

 

Retener la fianza. El arrendador tiene derecho a mantener un porcentaje o la totalidad de la fianza si la vivienda no ha sido devuelta tal y como se alquiló. También puede usarla para pagar servicios retrasados que el arrendatario no haya cancelado debidamente. La fianza es una garantía para realizar las obras de reparación ocasionadas por un mal uso de la vivienda.

 

Obligaciones

Fianza. Entre las obligaciones del arrendador se encuentra depositar la fianza en el organismo competente de la comunidad autónoma a la que pertenezca. En el caso de Madrid se realiza en la Agencia de Vivienda Social de la Comunidad de Madrid. La fianza está regulada en el artículo 36 de la Ley de Arrendamientos Urbanos. También tiene la obligación de devolverla en el caso de que no haya deudas pendientes ni daños en el inmueble. 

 

Mantener el contrato. En el caso de adquirir una vivienda con un contrato de arrendamiento, el arrendador tiene la obligación de mantenerlo; así como a sus cónyuges, parejas de hecho e hijos. 

 

Pagar tasas e impuestos. El arrendador tiene la obligación de mantenerse al día con las diferentes obligaciones económicas de la vivienda. Entre ellas se encuentra el pago de la tasa de comunidad, el IBI anual, el impuesto de basuras, etc. 

Derechos y obligaciones del arrendatario

El arrendatario es la persona que usa y disfruta el bien y que paga un importe mensual, la renta, como contraprestación; en otras palabras, el inquilino. Este, en el momento en el que entra a vivir o alquila un local comercial, adquiere ciertos derechos sobre la propiedad. Aunque tampoco está exento de obligaciones. Estas pueden quedar reflejadas tanto en el contrato como en las diferentes legislaciones. A continuación exploramos sus derechos y obligaciones.

 

Derechos

Adquisición preferente de la vivienda. Si el propietario decidiera vender la vivienda el arrendatario tendría preferencia en la compra a no ser que haya quedado excluido por contrato. 

 

Reparación de la vivienda. Podrá exigirle al propietario las obras pertinentes para mantener la vivienda con las condiciones en las que fue alquilada. Esto puede referirse a la adquisición de un nuevo electrodoméstico en caso de rotura, siempre que no sea ocasionada por el inquilino. 

 

Fianza. En caso de que el inmueble se encuentre igual que lo recibió, y no haya recibos pendientes por pagar; el inquilino tiene derecho a recuperar la totalidad de la fianza

Obligaciones

Obligaciones económicas. Las principales obligaciones del arrendatario para con el arrendador es mantenerse al día con el acuerdo económico. Esto implica facilitar el importe total de la fianza, otras garantías económicas establecidas por contrato si las hay, y el pago de la renta en el plazo acordado

 

Mantenimiento de la vivienda. El inquilino debe entregar el inmueble tal y como le fue entregado. Esto no solo implica un correcto uso de la vivienda. Sino realizar pequeñas reparaciones necesarias por el desgaste del uso diario.  Además de aquellas, grandes o pequeñas, que se hayan producido por un mal uso. En caso de no hacerlo, el arrendador tiene el derecho de retener parte o la totalidad de la fianza.

 

No subarrendar el inmueble. Esta posibilidad puede quedar reflejada en el contrato de arrendamiento, especialmente en el caso de locales comerciales, donde es más habitual que haya un subarrendador. Sin embargo, el inquilino no puede alquilar la propiedad sin el consentimiento del arrendador.

 

En conclusión, tanto el arrendatario como el arrendador tienen una serie de derechos y obligaciones. Ambas partes deben cumplir lo acordado y regirse por la legislación para evitar conflictos. En cualquier caso, desde Renta Garantizada, os recomendamos contar con una agencia que pueda hacer de intermediario para favorecer lo más posible este tipo de relaciones.