¿Qué es la gestión patrimonial?

¿Qué es la gestión patrimonial?

A la hora de gestionar una propiedad patrimonial, hay una serie de cuestiones que los propietarios tienen que tener en cuenta. Especialmente a la hora de llevar a cabo procesos burocráticos que, de no hacerse de acuerdo a la rigurosa legalidad, pueden devenir en problemas muy serios. En el post de hoy queremos hablar de algunas de las cuestiones a tener en cuenta y que es mejor llevar a cabo a través de una agencia negociadora del alquiler y gestión de inmuebles.

¿Qué es el patrimonio inmobiliario?

Antes de sumergirnos en este complejo tema tenemos que concretar a qué nos referimos cuando hablamos de patrimonio, y en este caso concreto de patrimonio inmobiliario. Entendemos por patrimonio al conjunto de bienes de una persona que puede ser natural o jurídica, que puede ser contabilizados económicamente. En el caso que hoy nos ocupa, este patrimonio está constituido por todos los inmuebles que sean propiedad de la persona o personas en cuestión.

 

Gestión del patrimonio

En ocasiones ocurre que, al no contar con una gran cantidad de propiedades, pensemos que no vamos a necesitar gestionarlo. No podría ser más incierto. No importa el tamaño de nuestro patrimonio, más grande o más pequeño, este va a requerir de cierto grado de gestión. Mucho más compleja en el caso de tener un gran número de inmuebles o propiedades. Especialmente en el caso de que queramos sacar rentabilidad a nuestros activos inmobiliarios. 

 

Por poner un ejemplo, la gestión de unos pisos puede ser ponerlos en alquiler. También lo sería protegerlo de futuras amenazas o mantenernos al día de nuestras obligaciones legales y fiscales. 

La gestión del patrimonio es algo que las grandes empresas tienen muy presente a la hora de la planificación de sus recursos. Y pueden existir diversas estrategias para obtener la mayor rentabilidad posible e incrementar dicho patrimonio. Sin embargo, hoy no vamos a centrarnos en el patrimonio empresarial, sino en la gestión de pisos, especialmente en el alquiler de los mismos.

 

Gestión integral de alquileres

La gestión de alquileres incluye todos los procedimientos necesarios para poder alquilar un inmueble. Esto no solo incluye el momento previo al alquiler del mismo, sino que también aborda el durante y el después, una vez que el inquilino haya abandonado la casa y el inmueble vuelve a estar a disposición del arrendador. 

 

Todas las fases del mismo son importantes porque deben cumplir diferentes normativas como la Ley de Propiedad Horizontal o la Ley de Arrendamientos Urbanos. Hace relativamente poco esta última fue modificada y supuso una problemática para algunos arrendadores que no estaban al tanto de las modificaciones. Por eso es importante tener una gestora como Renta Garantizada en la gestión del alquiler en Madrid, entre otras cosas. 

 

Vamos a ver las diferentes fases y las principales acciones que se realizan en la gestión del alquiler.

 

Proceso de la gestión de alquileres

Antes de firmar el alquiler

En el momento que decidimos poner un inmueble en alquiler hay una serie de acciones que deberemos realizar. El proceso puede ser más extenso si es la primera vez que arrendamos la vivienda. Algunas de estas son las siguientes: 

 

  • Publicar un anuncio

  • Buscar inquilino o inquilinos

  • Recibir y planificar las visitas

  • Dar de alta los diferentes servicios de abastecimiento

  • Conseguir la cédula de habitabilidad.

  • Certificado energético

  • Etc. 

 

A la hora de alquilar el piso

Una vez se han llevado a cabo todas las acciones necesarias para que el piso pueda ser alquilado y hemos conseguido unos inquilinos apropiados, toca cambiar de fase. Es cuando formalizamos dicho alquiler

 

  • Redacción del contrato de alquiler con todas las garantías legales

  • Depósito de la fianza en el organismo correspondiente. 

  • Afrontar posibles impagos

  • Gestionar problemas con los inquilinos

  • Posibles reparaciones. 

  • Etc.

 

Finalización del alquiler

El contrato puede llegar a su fin de manera natural o por los diferentes motivos justificados que se encuentran recogidos en la Ley de Arrendamientos Urbanos. Cuando esto ocurre hay una serie de gestiones en torno al alquiler del piso que deben llevarse a cabo: 

 

  • Revisión del piso

  • Devolución de la fianza en caso de que corresponda. 

  • Facturas pendientes de los suministros

  • Etc.

Hemos visto solo algunas de las cuestiones más importantes en torno a la gestión patrimonial. Pero hay un gran número de incidencias que pueden suponer un quebradero de cabeza para el arrendador. En Renta Garantizada nos ocupamos de la gestión integral de tu alquiler para que no tengas que preocuparte por nada.