Más de 25 años ofreciendo protección al propietario

BLOG

Blog Renta Garantizada

¿Se puede alquilar una vivienda habitual con hipoteca?

En nuestra agencia negociadora del alquiler, muchas personas nos preguntan sobre el alquiler de su vivienda habitual y, la mayoría de la gente, tiene dudas sobre si se puede alquilar cuando hay un préstamo hipotecario.

Para aclarar cualquier duda al respecto, en este post vamos a explicar si la ley permite alquilar una vivienda habitual con hipoteca y las implicaciones que esto conlleva.

Alquilar una vivienda habitual con hipoteca

El mercado del alquiler se ha convertido en la actualidad en uno de los sectores de inversión más rentables y en una buena manera de generar ingresos pasivos. Sin embargo, cuando la vivienda que se desea alquilar tiene una hipoteca, suelen surgir algunas dudas. 

Si te preguntas si puedes alquilar tu vivienda habitual con una hipoteca, la respuesta es que sí, se puede alquilar, ya que, no hay ninguna ley que prohíba el alquiler de una vivienda hipotecada, siempre y cuando se cumplan algunas condiciones que vamos a ver a continuación:

Comprobar el contrato hipotecario

En el contrato que el propietario firma con la entidad financiera puede haber alguna cláusula que prohíba el alquiler de la vivienda. Si esto ocurre, será necesario negociar con el banco para eliminar esta restricción o cambiar las condiciones de la hipoteca.

La hipoteca recae en el propietario

Es importante tener en cuenta que al alquilar una vivienda hipotecada, el propietario seguirá siendo responsable del pago de la hipoteca. Es decir, que en caso de impago, será el propietario del inmueble quien tenga que hacer frente a las posibles sanciones. Además, también es importante asumir que, al alquilar la vivienda se generan ingresos que deben ser declarados en la Declaración de la Renta.

Por tanto, el propietario debe seguir pagando la hipoteca y asegurarse de que la propiedad esté en buenas condiciones. El hecho de alquilar la propiedad no significa que la responsabilidad de la hipoteca se transfiera al inquilino.

Cumplir con los requisitos para alquilar una vivienda con hipoteca

Antes de alquilar una vivienda habitual con hipoteca, hay que asegurarse de cumplir con los requisitos que establece la ley y la entidad financiera. En primer lugar, el propietario debe tener al día el pago de la hipoteca y contar con la autorización del banco para alquilar la propiedad. Normalmente, los bancos permiten el alquiler de la vivienda siempre y cuando se respeten las condiciones establecidas en el contrato hipotecario.

Por otro lado, se debe cumplir con la normativa de arrendamientos urbanos y registrarse en la Agencia Tributaria para declarar los ingresos obtenidos por el alquiler. Además, es importante que el contrato de alquiler esté debidamente redactado y firmado por ambas partes, incluyendo las condiciones de pago, duración del contrato, fianza y cláusulas adicionales que se acuerden.

Ventajas y desventajas de alquilar una vivienda con hipoteca

Antes de alquilar una vivienda habitual con hipoteca es importante conocer bien sus pros y sus contras para tomar la mejor decisión posible:

Ventajas

  • El propietario obtiene una renta mensual que le ayuda a pagar la hipoteca de la propiedad. 
  • Si la propiedad se encuentra en una buena ubicación con alta demanda de alquiler es posible obtener una ganancia más alta del importe mensual de la hipoteca.
  • Los gastos de comunidad y suministros de la vivienda corren a cargo del inquilino. 
  • Alquilar la vivienda habitual puede ser beneficioso para mantenerla en buen estado y evitar su deterioro por la falta de uso, ya que, es más probable que se realicen reparaciones y mantenimiento de manera regular.

Desventajas

  • El propietario debe estar dispuesto a renunciar al uso de la vivienda durante el tiempo que dure el contrato de alquiler. 
  • Los inquilinos pueden ocasionar daños en la propiedad o no pagar la renta por distintas razones. Por eso es tan importante poner el alquiler en manos de profesionales que sabrán solucionar cualquier contingencia en lo que dure el contrato de arrendamiento.

¿Qué sucede si el propietario no puede pagar la hipoteca durante el alquiler?

Si el propietario tiene dificultades para pagar la hipoteca mientras alquila la propiedad es importante hablar con la entidad financiera o el prestamista lo antes posible. Es posible que se pueda negociar un acuerdo de pago, como una reducción temporal en el pago mensual de la hipoteca o cualquier otra medida.

Es importante tomar medidas rápidas para abordar un posible impago de la hipoteca, ya que el no hacerlo podría resultar en la pérdida de la propiedad. Si el propietario no hace nada y llegan los impagos, el banco puede tomar posesión de la propiedad y venderla para recuperar el dinero prestado

¿Cómo puede protegerse el propietario contra los riesgos de alquilar una propiedad con hipoteca?

Desde Renta Garantizada recomendamos alquilar una vivienda, con o sin hipoteca, siempre con profesionales. De esta manera se minimizan los principales riesgos, como son los impagos por parte del inquilino. 

Aparte de seleccionar el inquilino más adecuado y redactar un contrato de arrendamiento con las cláusulas que protegen al propietario, también resolvemos de manera profesional cualquier tipo de incidencia que pueda darse durante su vida útil. Si estás pensando en alquilar tu vivienda habitual, no dudes en contactar con nosotros. Te asesoramos como te mereces.

Empresa perteneciente al grupo

Grupo Neinor